El guía.

Escucha, son los lamentos

de los que en la batalla

con dolor perecieron

y que nunca conocerán la calma.

Sólo los que conocen los destinos

de los que sobre el mundo caminan

podrán enseñarles el camino,

podrán demostrar que la rueda gira

tanto para ellos, como para sí mismos.

Sólo tienes que aguzar el oído,

abrir los ojos, apartar el velo,

posees el valor y el conocimiento

para así, entender los gritos.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Épica-Fantasía, Pensamientos, Poesía y etiquetada , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a El guía.

  1. eariandes dijo:

    La madre del cordero! Mis guías se tiran de los pelos conmigo. Si fueran ángeles estarían desplumados.
    Lo “malo” es que hablas de los que vagan sin descanso y esos dan mucha penita.

  2. kiram dijo:

    Dan pena, por eso hace falta alguien que les guíe 😉 Jeje. Con respecto a los otros guías, ea, menos mal que tienen mucha paciencia!

  3. manueldavid dijo:

    Esta bien eso de apartar el velo.

    SAludos.

    http://ecuacionesacratas.wordpress.com/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s